Patrizia Sandretto: “Espero poder presentar en los próximos meses mi proyecto de Fundación en Madrid”

Entrevistas

Patrizia Sandretto: “Espero poder presentar en los próximos meses mi proyecto de Fundación en Madrid”

 

Patrizia Sandretto no necesita presentaciones en el mundo del arte. Desde que se adentró en él hace más de veinte años, sus proyectos se han multiplicado en dos fundaciones y numerosas colaboraciones con otras instituciones, eventos, conferencias y encuentros.

 

Todo empezó a principios de los años 90 cuando viajó con una amiga a Londres y conoció el magnético mundo de los estudios de los artistas. “Convivir con artistas supuso un antes y un después que me marcó para todo lo que he emprendido después”, repite la aristócrata italiana en todas las entrevistas. Tanto fue así, que apenas dos años después de ese viaje, comenzó su colección. “Mi formación universitaria no tenía nada que ver con el arte, así que a partir del 92 empecé a estudiar, a leer y a visitar multitud de ferias, museos, bienales,...  pero sobre todo continué conociendo en profundidad a los artistas”.

 

Con estas experiencias  decidió adquirir piezas de artistas que, como la misma coleccionista explica, “más o menos tuviesen mi edad, porque me parece que una colección al fin y al cabo forma parte de una generación con la que tienes relación y vivencias comunes”. También apunta que con el paso de los años, fue fijando seis temas a los que recurría con frecuencia a la hora de seleccionar las piezas: “En un primer momento pensé que al coleccionar debía tener una estructura para los discursos que se estaban construyendo y que, en los noventa, podrían distribuirse en seis bloques: arte inglés, americano, italiano, creación femenina y fotografía internacional”.

 

Paralelamente exhibió, por primera vez, una parte en 1995, concretamente sobre arte inglés. Pronto Sandretto pensó en la importancia de compartir las obras con el  público: “Me dí cuenta de que el arte hay que  disfrutarlo con un público, no se pueden tener las piezas en un almacén. Por este deseo de compartir mis obras con otros, de apoyar a los artistas, y sobre todo por la conciencia que iba teniendo sobre la falta de estructura pública que había para el arte en Italia, fundé mi Fundación con una primera sede en Milán”.

 

Alex Cecchetti, CETACEANS exposición actual en la Fondazione Patrizia Sandretto

Fue en un palacio del  siglo XVIII, completamente adaptado a lo expositivo. La maquinaria se puso en marcha. En 2002 se abrió otra sede en Turín, esta vez en un edificio sencillo, que atiende a las estructuras del cubo blanco, pero dónde las líneas de actuación cada año se multiplican. “El fin principal de la fundación era mostrar las obras de la colección, pero con el tiempo se han desarrollado muchísimos proyectos como premios para artistas jóvenes; residencias para comisarios, suelen venir tres seleccionados extranjeros para que viajen por toda Italia, conozcan a los artistas y visiten estudios, y luego desarrollan un discurso; también tenemos estancias para artistas tanto internacionales como italianos; por último, la educación y mediación que ocupa una gran parte de la programación, y está pensada para  todos los públicos: desde los más pequeños de un año y medio hasta adolescentes, jóvenes y adultos. Tenemos un programa familiar los domingos, en los que solemos reunir familias con padres, niños y abuelos. Esto provoca mucha gratitud”.

 

Matadero Madrid, nueva próxima sede de la Fundazione Patrizia Sandretto

Desde hace dos años, pensó en ampliar la Fundación a una tercera sede. “La colección -explica Patrizia Sandretto-, ahora mismo cuenta con 3.000 piezas pero las compras no se van a parar, y los proyectos y colaboraciones siguen aumentando, así que he estado buscando sitios nuevos para ampliar las relaciones y la red de la Fundación. Me decidí por Madrid por varias razones: primero, porque es un puente estupendo con Latinoamérica, me parece que el mundo es global y en el espacio Iberoamericano hay una comunidad artística muy importante; segundo, porque desde que visité los espacios de Matadero Madrid en 2015 me quedé fascinada del sitio; y tercero, por la buena acogida que tuvo la alcaldesa, Manuela Carmena. Sin embargo el proceso es largo, y aún hoy en día seguimos con trámites, aunque es casi seguro que el espacio designado es la nave 9 de Matadero en la que tendremos que hacer obra y adaptarla a las exigencias del proyecto. También está claro que el programa de la sede española, además de rotar la colección, se fijará más en los artistas y comisarios españoles, y en cuanto al equipo puede ser una mezcla entre Italia y España. Por ello, espero poder anunciar en los próximos meses el proyecto en España y el comienzo de las remodelaciones”.