http://www.ramona.org.ar/files/quimera.-may2018-11.jpg

Una posibilidad entre dos mundos

  • Hay un goce específico (y exquisito) que el género del paisaje ha grabado en nuestra memoria estética y que no radica en el reconocimiento de los lugares retratados. Se produce allí donde constatamos esa suerte de milagro por el cual una elemental geometría metafísica (tres tercios de un rectángulo, línea de horizonte) resulta inagotable en su encuentro con la materia y la luz, capaz de prodigar matices infinitos. Manuel Fernández vuelve sobre esta larga tradición que la fotografía heredó de la pintura, exponiendo sus variables en un presente sincrónico: del claroscuro barroco –puntos de luz delatan el espesor de la sombra- y la desmesura romántica –la bruma de un mar ignoto, la soledad glacial- hasta la complacencia moderna en evidenciar la superficie del cuadro - la atmosfera pareja de un monocromo, el horizonte puro que reduce el paisaje a su ideograma esencial. Estos paisajes de belleza calma no se parecen en nada a los escenarios distintivos de las películas de donde el artista los extrajo. Eligió tres piezas de cine argentino que proyectaron diferentes imaginarios distópicos: Invasión (1969), Lo que vendrá (1988) y La sonámbula (1998). Todas ellas transcurren en una Buenos Aires surreal-futurista, acorde a los guiones en los que se prefigura, de diferentes maneras, un porvenir dominado por las fuerzas del mal. Las imágenes de Manuel no son fotogramas. Es decir, sí lo son fácticamente, pero no en términos de su identidad pragmática: cualquiera que googleara alguna de las tres películas, o que evocara en su memoria alguna foto fija de estos films, jamás desembocaría en algo parecido a la obra del artista. Si toda distopía posmoderna responde, de un modo perverso o vengativo, a las utopías de progreso lanzadas por el siglo que creyó en el futuro, Manuel Fernández propone otra posibilidad entre esos dos mundos antagónicos (y especulares). Ya no un contra-discurso a la crueldad de la utopía, sino más bien la posibilidad de un retiro, de una deserción. En mi opinión, aquí radica el significado estético, ético y político que subyace a la tersura silenciosa de estos paisajes.

  • Dónde

    Quimera del arte / Buenos Aires, Argentina
  • Inauguración

    10 may de 2018

  • Artistas que participan en Una posibilidad entre dos mundos


    Comisarios/Curadores de Una posibilidad entre dos mundos



Recibe alertas de eventos como éste

ArtCity

Descárgate ArtCity, la app que te dice que exposiciones tienes cerca.

descargar